La mano criminal

Internacionales 27 de enero de 2018 Por
Nuevamente la mano criminal del ISIS ha descargado todo su odio y una ambulancia cargada con un potente explosivo, ha detonado en horas de la mañana afgana del sábado 27 de enero en una zona atestada de civiles en el centro de Kabul, la capital de Afganistán
Ver galería ciabuilding
1 / 4 - ciabuilding

(www.enter-ate.com.ar – General Pico – Paris – por Alberto Bastia*) Al menos un centenar de personas han muerto y la cifra de heridos alcanza la cifra de ciento sesenta. Una cifra, en ambos casos, que no cesa de incrementarse con el paso de los minutos.

Desde el Ministerio de Salud afgano, la voz oficial acerca de quienes han ingresado en los hospitales de la capital de ese país, se habla “de una masacre de una magnitud antes no vista”.

“Estábamos caminando y sentimos que el piso se movía”, cuentan Gerard y Louise, dos miembros de una misión comercial que por entonces se aprestaban a tomar un café en una de las cafeterías del centro kabulense.

kabul

Prontamente, con el estilo propio de su accionar criminal, los talibanes se atribuyeron la autoría del atentado. El portavoz de ese grupo –Zabihullah Mujahid - precisó en la red social Telegram que "un mártir con un coche bomba alcanzó el primer punto de control cerca del Ministerio del Interior", y ha añadido que, en el momento de la explosión, había una gran concentración de policías en la zona.

El vehículo ha explotado frente a las puertas de la antigua sede del Ministerio del Interior, donde aún funcionan algunas dependencias de esta cartera, y cerca de una de las oficinas del Directorio Nacional de Seguridad (NDS), la principal agencia de inteligencia afgana. El portavoz de la Policía de Kabul, Basir Mujahid, ha confirmado a medios periodísticos  que "un suicida con un coche cargado de explosivos trató de penetrar en el complejo [del ministerio], pero fue identificado por la Policía a la entrada e hizo detonar el vehículo".

doskabul

El atentado se ha producido delante de uno de los retenes que protegen la entrada a una avenida por la que se accede a varias instituciones: el Ministerio del Interior, la sede de la policía, la delegación de la Unión Europea y el centro de secundaria Malalai. El Alto Consejo de la Paz, encargado de las negociaciones con los talibanes, actualmente bloqueadas, considera que es el principal blanco del ataque. 

Se trata de una zona muy concurrida, rodeada de escuelas y restaurantes, así como el hospital público Jamhuriat, las oficinas de algunas organizaciones no gubernamentales y varios mercados. Además, el sábado es día laborable en Afganistán, por lo que las calles estaban atestadas. La plaza de Sadarat también se encuentra en las inmediaciones del barrio diplomático de la capital afgana, donde están las embajadas extranjeras así como diversas sedes de las instituciones del Gobierno. 

El acto criminal se produce en medio de una espiral ascendente de ataques terroristas contra objetivos civiles por parte de talibanes y del Estado Islámico en los últimos días. El pasado fin de semana 40 personas murieron en el Hotel Intercontinental de Kabul durante un asalto perpetrado por seis atacantes que mantuvieron un enfrentamiento con las tropas de seguridad durante 12 horas.

El miércoles 24 de enero un ataque del ISIS contra la sede de Save the Children en Jalalabad, al este, acabó con la muerte de cuatro empleados de la organización no gubernamental, un transeúnte y un miembro de las fuerzas de seguridad, así como de los cinco terroristas.

Aunque en los primeros nueve meses del año pasado el cómputo de víctimas civiles por el conflicto descendió en un 6%, la primera vez que se producía un retroceso desde 2012, las cifras fueron de 2.640 muertos y 5.379 heridos, todavía "niveles altos", según la ONU.

savechildren

Es preciso recordar que Afganistán fue invadida en 1978 por las tropas del entonces poder soviético generándose así una feroz guerra civil que concluida y, con la derrota de las tropas de la entonces Unión Soviética, el turno siguiente de aparición en escena fue la del otro actor de la conocida Guerra Fría: los Estados Unidos.

coolwar

sovietinafghanistan

Desde el Departamento de Estado y la CIA, la Central de Inteligencia estadounidense, crearon el antídoto para todo lo que oliera a sovietismo. Así nació Al Qaeda y su hombre fuerte, Osama Bin Laden.

binladen

CIAlangley

Lo que sucedió tras ese parto es historia bien conocida.

 

(*) Alberto Bastia, Director Propietario de www.enter-ate.com.ar

 

 

 

 

Te puede interesar