El resultado electoral del 27 de octubre

Opinion 03 de noviembre de 2019 Por
Alberto Fernández –candidato del Frente de Todos- ha ganado claramente en la primera vuelta –de las elecciones en Argentina- con el 48% de los votos y 8 puntos de ventaja sobre Mauricio Macri –Presidente y candidato a la reelección por Juntos por el Cambio-
Ver galería yaseestayndo
1 / 3 - yaseestayndo

(www.NuevaMayoria.com – CABA – por Rosendo Fraga *) Este resultado se explica por dos causas: la mala situación económica y la unidad del Peronismo, la principal fuerza de oposición. Fernández ha tenido un triunfo mucho mayor que lo esperado tres meses atrás, pero menos de la expectativa que se había generado desde las PASO. 

En los hechos, las primarias funcionaron como una suerte de primera vuelta y la primera ha sido en los hechos la segunda. La fórmula ganadora, se impuso en todo el país, salvo en Ciudad de Buenos Aires, Córdoba, Mendoza, Corrientes, San Luis y Santa Fe (por un punto). La ventaja obtenida en la provincia de Buenos Aires, fue decisiva para el triunfo nacional, dado que este distrito es casi el 40% del país en población y PBI –el Producto Bruto Interno-. 

panalcasagobiernocordoba

En el Congreso, Cambiemos queda con más diputados que los obtenidos. Para alcanzar la mayoría, Alberto Fernández tendrá que unificar los distintos bloques de origen peronista a través de un inter bloque. En el Senado, mantiene una ventaja, siempre que unifique el PJ –el  Partido Justicialista- mediante un inter-bloque. 

Es la décima elección presidencial que gana el Peronismo en su historia y confirma que esta fuerza política como "dominante" en la política argentina. Entre 1946 y 2019, el PJ ha ganado así 10 elecciones presidenciales y el Radicalismo 5, incluyendo la de Macri en 2015, dado que integró Cambiemos. Esto muestra la capacidad de sobrevivencia de del PJ, que ha gobernado durante la mitad del tiempo en el cual ha existido. Puede discutirse si se trata si es partido, movimiento, doctrina, ideología o cultura. 

peronismoyclaseobrera

Pero en esta etapa histórica es una cultura, que incluso alcanza al oficialismo que termina, como es el caso del candidato a Vicepresidente de Macri (-Miguel Ángel- Pichetto). Pero por primera vez en su historia, el Peronismo en el poder tendrá un poder "bicéfalo": Alberto Fernández por un lado (Presidente) y Cristina Fernández de Kirchner por otro (Vicepresidente). Algo similar puede darse dentro de Cambiemos. El rotundo triunfo en primera vuelta del Jefe de Gobierno porteño (-Horacio Rodríguez- Larreta), hace de él un eventual líder de  la oposición con proyección a la candidatura presidencial de 2023. Es posible que el crezca a costa de Macri y de (-María Eugenia-) Vidal. 

En cuanto al Frente de Todos, articulado en torno al Peronismo, la celebración de la victoria, mostró al Kirchnerismo ocupando el epicentro del espacio, con un largo discurso de (Axel) Kicillof y otro de Cristina. Buscaron dejar a Alberto Fernández e ignoraron a (Sergio) Massa. 

En lo inmediato, la relación entre el Presidente electo (Fernández) y el que finaliza (Macri), será clave para conducir una compleja transición de 44 días hasta el 10 de diciembre. En la noche del domingo, el Presidente Macri felicitó al ganador y lo invitó a desayunar juntos en la Casa de Gobierno. Fernández aceptó y ratificó su equipo económico para la transición: (Cecilia) Todesca, (Guillermo) Nielsen, (Matías) Kulfas, (Mercedes) Marcó del Pont y (José Ignacio de) Mendiguren, son heterogéneas en cuanto a su orientación. 

En este contexto, el Banco Central  dejó en suspenso el feriado cambiario y bancario que había previsto inicialmente. Optó por una medida muy concreta: los 10.000 dólares por mes que podían comprar las personas físicas, se redujo a sólo 200. Sería una medida consensuada entre ambos. Pero junto a una situación económica muy difícil, se suma una social tensa. Ya esta misma semana, los piqueteros "duros" que políticamente responden al Frente de Izquierda de los Trabajadores (FIT), ganarán la calle, aunque realizaron una elección peor que en las PASO. 

ollaspopularespiquetes

Las crisis de Ecuador y Chile, en las cuales dos gobiernos que aplicaron políticas económicas "neoliberales", tuvieron que retroceder frente a grandes movilizaciones de protesta en las calles, reprimidas con muertos y heridos, es una referencia para el extremo izquierdo del arco ideológico. 

El Frente de Todos, con una victoria clara pero no contundente, tiene límites a su poder, siendo la política exterior, donde se dieron sus mayores definiciones ideológicas. No tendrá mayores problemas para controlar el Senado, siempre que mantenga el apoyo de los Gobernadores peronistas, quienes negociarán, ubicándose más cerca de Alberto que de Cristina, salvo Kicillof. 

En diputados la situación es algo más difícil, dado que deben unificar en un inter-bloque y buscar aliados en los partidos provinciales. En la provincia de Buenos Aires, Kicillof deberá negociar para lograr la aprobación de leyes en el Senado. 

En política exterior, el nuevo gobierno necesita el apoyo de la Administración Trump para lograr negociar la deuda con el FMI –el Fondo Monetario Internacional- y evitar el default y también mejorar la relación con Brasil en lo regional. Pero (Nicolás) Maduro y (Andrés Manuel) López Obrador rápidamente felicitaron a Fernández, quien junto con Cristina respaldaron a Evo Morales, quien con un cuestionado resultado, que la oposición acusa de fraude, resiste la presión de la UE, la OEA, la UN, (Donald) Trump, (Jair) Bolsonaro y (Iván) Duque entre otros, para que acepte realizar la segunda vuelta, reclamada por el candidato que quedó segundo (-Carlos- Mesa) y que tiene a sus partidarios movilizados en la calle. En la noche del triunfo, se hicieron presentes en Buenos Aires para respaldar al triunfo de la fórmula Fernández-Fernández, un ex Presiente socialista del gobierno español próximo a Maduro (-José Luis-Rodríguez Zapatero) y quien fuera "arquitecto" de la política exterior de Lula (-Celso- Amorim).

lopezobrador

Esta definición, se verá reforzada con la reunión del "Grupo de Puebla" en Buenos Aires, que tendrá lugar el 8 de noviembre, compuesto por 30 dirigentes latinoamericanos de centro-izquierda de 10 países de la región, que integra desde hace meses Alberto Fernández. Pese a ello, el Embajador de Trump en la capital argentina (-Edward- Prado), felicitó al ganador por su victoria y  expresó la voluntad de trabajar con el nuevo gobierno argentino.

(*) Rosendo Fraga, Director - Propietario del Centro de Estudios para la Nueva Mayoría

Te puede interesar