“Estoy orgulloso de lo que estamos logrando como sociedad”, Alberto Fernández

Política 25 de abril de 2020 Por Enter - ate - General Pico - CABA
En la noche del sábado veinticinco de abril, el Presidente de la Argentina tras explicar que el tiempo del “aislamiento social; preventivo y obligatorio” continuará hasta el venidero diez de mayo y, ponderar los logros alcanzados desde el comienzo de dicha cuarentena -el pasado veinte de marzo- se mostró orgulloso de todo lo concretado por la sociedad argentina en la lucha contra la pandemia del coronavirus COVID – 19
Ver galería 1M6A5332
1 / 2 - 1M6A5332

(www.Enter-ate.com.ar – General Pico – CABA) El presidente -que asumió el pasado diez de diciembre-  anunció la extensión del aislamiento social, preventivo y obligatorio por el coronavirus hasta el 10 de mayo, indicó que en las ciudades con más de 500 mil habitantes "seguirá como hasta ahora" y que, en aquellas con menos población, los gobernadores podrán decidir excepciones, y dispuso que, en todo el país, se podrán hacer salidas de una hora "con fines de esparcimiento" y en un radio no mayor a 500 metros del domicilio.

El jefe de Estado formuló estos anuncios en un mensaje que brindó -en la lluviosa noche del sábado- desde la bonaerense residencia de Olivos, junto al Jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; el ministro de Interior, Eduardo "Wado" de Pedro, su par de Salud, Ginés González García y la secretaria de Acceso a la Salud Carla Vizzotti.

Al precisar los alcances de la nueva etapa de la cuarentena, el mandatario explicó que "los grandes aglomerados urbanos son los lugares de mayor riesgo de transmisión del virus", por lo cual, en aquellos con "más de 500 mil habitantes en el país seguirán cumpliendo las medidas de aislamiento social, preventivo y obligatorio como lo hicieron durante los últimos quince días, sin utilizar transporte público y cumpliendo con las recomendaciones de distanciamiento e higiene".

aspo2642020

Entre esos aglomerados se encuentran la ciudad Autónoma de Buenos Aires, el Gran Buenos Aires, Gran La Plata, Mar del Plata, Gran Córdoba, Gran Mendoza, Salta, Gran San Juan, Gran Rosario Gran Santa Fe y Gran Tucumán–Tafí del Valle.

En tanto, en las ciudades y localidades con menos de 500 mil habitantes, a partir del lunes las autoridades provinciales podrán disponer por sí mismas excepciones, siempre y cuando se den de manera simultánea cinco requisitos, entre ellos que el tiempo de duplicación de casos confirmados no sea inferior a quince días.

A partir de entonces, deberán mantener de manera "permanente" informado al Ejecutivo Nacional, y en caso de que se produzca un aumento de los casos o que pierdan vigencia algunos de esas cinco condiciones previas, el Gobierno nacional podrá "exigir que se vuelva al período previo de la cuarentena administrada", dijo el mandatario.

Al dar cuenta de las nuevas medidas, Fernández afirmó que, a partir del lunes, el aislamiento social ingresará "en una tercera etapa" desde su inicio el pasado 20 de marzo, y anticipó que están previstas dos fases más, denominadas "reapertura progresiva" y una "nueva normalidad" hasta la liberación total de actividades.

aaf-0

"Quiero agradecer la ayuda de todos los argentinos. Estoy orgulloso de lo que estamos logrando como sociedad. Avanzamos mucho, pero estamos lejos de haber terminado. Obtuvimos logros importantes, pero seguimos en la lucha contra una pandemia", advirtió el mandatario.

En ese marco, el Presidente Fernández reconoció que la pandemia de coronavirus genera "conflictos económicos", y aseguró ser "consciente" de que "los argentinos necesitan volver a su vida cotidiana sin aumentar los riesgos más de lo debido".

"La lucha contra la pandemia necesita una etapa sanitaria y otra económica. Nunca disocié una cosa de la otra. Así como nos organizamos para cuidar la salud, habrá una etapa en la cual nos prepararemos para recuperar la producción. En este tema, veníamos golpeados desde antes del 10 de diciembre", subrayó Fernández, quien en ese sentido destacó la negociación por la deuda externa que lleva a cabo con su administración.

Fiel a su estilo de docente universitario, el Jefe de Estado retomó la práctica de exponer en filminas unos gráficos en los que repasó los aspectos centrales de las medidas anunciadas y la evolución de los contagios en las distintas zonas de país.

"Cuando comenzamos estas medidas, el contagio se multiplicaba cada 3.3 días; el 12 de abril, los casos aumentaban cada 10,3 días y hoy crecen cada 17 días. Nos propusimos hacer que el contagio sea más lento y lo estamos logrando", destacó el mandatario.

También destacó que, desde el comienzo de la emergencia sanitaria, se incorporaron 700 respiradores nuevos, 2200 ecógrafos, se sumaron 11528 canas, y se montaron 12 hospitales modulares, 4031 personas se sumaron al personal de salud y se transfirieron 4000 millones de pesos a las provincias.

Tras desplegar un mapa de Argentina, afirmó que "el mayor esfuerzo con tal de evitar el contagio debe darse en los grandes centros urbanos de la Ciudad de Buenos Aires, Capital Federal, Córdoba, las grandes ciudades de Santa Fe, y en provincias como Tierra del Fuego, Chaco y Río Negro".

Como novedad, el Presidente anunció que, en la nueva etapa del aislamiento, "se podrá salir en un radio de hasta 500 metros, una hora por día", una medida extensiva a todo el país y a todos los grupos etáreos, incluso los de riesgo, en base a la que, luego, cada distrito podrá establecer su forma de aplicarla.

En tanto, el mandatario remarcó que la Administración Pública Nacional seguirá funcionando con las dotaciones mínimas establecidas, y que seguirán suspendidas las clases, en todos los niveles, así como los eventos públicos y privados.

También seguirán cerrados los centros comerciales, cines, teatros, centros culturales, bibliotecas, museos, restaurantes, bares, gimnasios, clubes, y clausuradas las actividades turísticas.

baresmiticosbarcelona

Por último, Fernández señaló: "Sigamos cuidando a la salud que es cuidar a la Argentina. Tenemos que salir de esta situación con el menor dolor posible para que volvamos al trabajo lo más rápido posible" y les agradeció especialmente a los chicos que "se quedaron en sus casas para no contagiarse, cuidando a los adultos mayores".

Así las cosas, el AMBA -Área Metropolitana Buenos Aires-, el aglomerado de la capital argentina y el núcleo del conurbano bonaerense -que antes de la pandemia movilizaban cerca de diez millones de personas- se mantendrá con los férreos controles del inicio del aislamiento. 

Te puede interesar