Menos poder y negociación por cada provincia

Política 18 de enero de 2018 Por
Mauricio Macri, titular del Ejecutivo de la Argentina, le puso la firma el miércoles 17 de enero a un decreto por el que se modifica la reglamentación de la Ley de Financiamiento Educativo, que establece la convocatoria a la llamada "paritaria nacional"
fgb
fgb

(www.enter-ate.com.ar – General Pico – CABA)  Cuando se estaban moviendo los actores sociales de cara a las paritarias salariales, el gobierno de la alianza Cambiemos dio un giro de timón y puso todas sus baterías marcando su criterio: fijar el salario básico de los docentes en un 20 por ciento por sobre el mínimo.

Uno de los tópicos que muda el decreto publicado en el Boletín Oficial es la composición de la mesa nacional en la que se discute el convenio marco de la actividad docente, desde las condiciones laborales hasta el salario mínimo docente y el calendario educativo.

unamoslasescuelas


Además, cambia el criterio para repartir los lugares reservados a los gremios en esa mesa de negociación. Con el nuevo decreto, se deja el actual reparto proporcional a la cantidad de afiliados que tiene cada gremio, y se establece que a esa mesa deberá concurrir un representante por gremio.


Así, CTERA –la Confederación de los Trabajadores de la Educación de la República Argentina-, el mayor sindicato de la docencia tenía cinco representantes y los otros cuatro gremios con representación nacional (UDA –la Unión de Docentes de la Argentina-, Sadop – el Sindicato Argentino de docentes privados- , CEA –la Confederación de Educadores Argentinos- y AMET –la Asociación del Magisterio de Educadores Técnicos-), uno cada uno. Como las decisiones se tomaban por votación, CTERA siempre terminaba decidiendo.

 Lo que marca esta modificación es que el poder de CTERA queda menguado, uno de los elementos que ya desde el año 2016 la gestión de Cambiemos anhelaba y que tenía en el equipo de la gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, su principal ariete.

lgobernadoravidal



El decreto de Macri, publicado hoy en el Boletín Nacional, formaliza el mecanismo para establecer el salario mínimo docente, que será 20% por encima del mínimo vital y móvil. Por esto se entiende que, a partir de ahora, en la negociación docente nacional se discutirá solo cuestiones gremiales y ya no salariales.

Los gremios consideran que la modificación es ilegal y continúan reclamando que esa discusión se dé en el marco de la paritaria nacional.

 El plexo del decreto establece que la negociación salarial se abre al ámbito de cada provincia.

 

Te puede interesar